Martes 26 de marzo de 2013

  • 4:00 a 7:00 pm  Confesiones
  • 7:00 pm            Sagrada Eucaristía
  • 7:30 pm            Motivación para niños

Martes Santo

ANUNCIO DE LA TRAICIÓN DE JUDAS

Juan 13,21-30     (Mt. 26. 21-25  Mc. 14. 18-21  Lc. 22. 21-23 21)

«... Jesús se estremeció y manifestó claramente: «Les aseguro que uno de ustedes me entregará». Los discípulos se miraban unos a otros, no sabiendo a quién se refería. Uno de ellos –el discípulo al que Jesús amaba– estaba reclinado muy cerca de Jesús. Simón Pedro le hizo una seña y le dijo: «Pregúntale a quién se refiere». Él se reclinó sobre Jesús y le preguntó: «Señor, ¿quién es?». Jesús le respondió: «Es aquel al que daré el bocado que voy a mojar en el plato». Y mojando un bocado, se lo dio a Judas, hijo de Simón Iscariote. En cuanto recibió el bocado, Satanás entró en él. Jesús le dijo entonces: «Realiza pronto lo que tienes que hacer». Pero ninguno de los comensales comprendió por qué le decía esto. Como Judas estaba encargado de la bolsa común, algunos pensaban que Jesús quería decirle: «Compra lo que hace falta para la fiesta», o bien que le mandaba dar algo a los pobres.  Y en seguida, después de recibir el bocado, Judas salió. Ya era de noche.

 

El Martes Santo continúan las celebraciones de la Semana Santa cristiana, que conforme van acercándose los días de los principales cultos (Jueves y Viernes Santo) siguen su reflexión acerca de diversos pasajes de la Pasión, Muerte y Resurrección de Jesús de Nazaret. Son días propicios para la reflexión profunda en los que la Iglesia nos invita como en una “última llamada” a acercarnos al sacramento de la confesión con el fin de estar preparados para vivir la Vigilia Pascual y el gran acontecimiento de la Pascua. El cristiano debe estar en gracia de Dios para participar con toda la Iglesia del gran banquete de la Eucaristía en la Misa más importante del año.

Confesiones: 4:00 a 7:00 pm

 

Para ver más sobre Martes Santo,  clic aquí.